viper princip

Antes de irse, el Dodge Viper quiere dejar una marca memorable en el circuito de Nürburging

El año pasado, grupo FCA nos dio la lamentable noticia que, el icónico Dodge Viper finalizaría su ciclo de vida a partir del próximo 31 de agosto, sin dejar algún sucesor que ocupe este nombre tan importante dentro de los deportivos norteamericanos.

Junto al Corvette de Chevrolet, formaban la única dupla de autos estadounidenses de producción, capaces de dar batalla a los principales automóviles deportivos de origen europeo, así que su partida dejará un hueco muy importante dentro del mundo automotriz.

Antes de ser descontinuado de manera oficial, un grupo privado de entusiastas del Viper, decidieron realizar algo que la marca norteamericana nunca intento o quiso realizar con esta generación del aclamado deportivo, es decir, establecer un tiempo en el legendario circuito alemán de Nürburgring. 

A través de una iniciativa de crowfounding, donaciones privadas de otros entusiastas alrededor del mundo y el patrocinio de Kumho Tire, PREFIX y FoxPro Films, los organizadores han podido sacar a flote el proyecto y darle una buena despedida al Viper.

Los elegidos para emprender esta hazaña fueron dos Viper ACR GT-S Commemorative Edition, los cuales fueron adquiridos en un distribuidor del estado de Texas y de ahí se trasladaron directamente al “Infierno Verde”, sin recibir alguna modificación mecánica que mejorara su desempeño.

En su primer intento con pista seca, el cual fue realizado la semana pasada, uno de estos Viper, con Dominik Farnbacher al volante, logró parar el reloj en un impresionante tiempo de 7;03,45 minutos, logrando superar el tiempo de otros deportivos de renombre, como el Nissan GTR Nismo, Porsche 911 GT3 o Mercedes AMG GT-R.

Por si esto no fuera suficiente, también logró mejorar por 9 segundos el tiempo de 7 minutos y 12,13 segundos registrado en 2011 por un Viper ACR de cuarta generación, que en aquella ocasión fue llevado por Dodge y también estuvo al mando de Farnbacher.

La hazaña aún no termina y el equipo ahora se ha propuesto superar la barrera de los 7 minutos; meta que sólo ha sido alcanzada por muy pocos automóviles, como el Porsche 918 Spyder, Lamborghini Huracan Performante o Lamborghini Aventador LP 750-4 SV.

En caso de lograrlo, el Viper se colocaría en un segmento muy exclusivo como uno de los automóviles más veloces del planeta; sin duda alguna sería una excelente manera de despedirse del mundo. Ya veremos si esto ocurre.

 

 

Por: Alonso Brugada
@Brugadalonso

Antes de irse, el Dodge Viper quiere dejar una marca memorable en el circuito de NürburgingAndrea Ferrer
01

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *